Antes de cambiarte de trabajo, considera esto.

Con este inicio de año, el cuál pinta retador e intenso en varios aspectos, a much@s les entra la cosquilla por cambiarse de trabajo, lo cuál de entrada es digno de reconocerse porque significa que estás cuestionando las circunstancias que te rodean, entre ellas la esfera laboral que es una de las más importantes para poder alcanzar tus metas, pero renunciar a tu actual empleo por razones ajenas a tu desempeño, no siempre puede ser una decisión atinada.


Por eso, antes de ir con tu jefe(a) a hacer eso que tantas ganas tienes de hacer, considera estos puntos que te pueden ayudar a llevar a cabo esa decisión de la mejor manera.


1.- ¿Qué es lo que realmente te está haciendo renunciar?


Es muy importante que identifiques lo que te está moviendo a cambiarte de trabajo, porque si es un(a) jefe(a) incómod@ te recomiendo primero ver que estás haciendo tú para generar eso que tanto te molesta de tu jefe(a), porque recuerda que como en toda relación esto es de 2, así que un auto-análisis profundo y objetivo de la situación o un Coaching te pueden ayudar a identificar estas conductas, modificarlas y de NO generarse el cambio que se busca, seguir con el plan de renunciar, pero te puedo asegurar que si el motivo está ligado a este tema, hay mucho por hacer antes de renunciar.


Ahora bien, si aún así ya identificaste mediante un análisis profundo que la falla está en tu jefe(a) o en el trabajo en sí por su cultura, políticas o ambiente que no hacen match contigo, entonces ten en cuenta estos 2 escenarios que debes tratar de evitar:


a) Me cambio SÓLO para ganar más dinero.


Si lo que buscas es ganar un sueldo más elevado, vas muy bien porque al final tu trabajo debe valorizarse de la mejor manera y nadie más que tú buscará el lugar donde sienta que mejor lo valoran, pero el dinero no puede ser lo único que te mueva a hacerlo, ya que no debes olvidar que pasarás la mayor parte de tu tiempo en ese lugar, por lo que si las condiciones laborales (oficinas, amenities, ubicación, cultura, gente y ambiente) no son las que estás buscando, el sueldo pasará a segundo plano y estarás queriendo salir por la puerta en las primeras semanas.


b) Lo hago porque está de moda emprender.


Muchos han renunciado a sus trabajos por obtener las mieles de emprender, pero OJO (y lo hemos platicado en otros posts) no todo es magnifico y bello cuando emprendes, de hecho hay que superar vicisitudes a veces más pesadas que en un trabajo de oficina, porque te enfrentas al jefe y juez más estricto que hay, TÚ MISMO.


Así que si tienes pensado renunciar para emprender, sólo ten en cuenta las dificultades a las cuales te vas a enfrentar, porque ya no hay sueldos, prestaciones, ni horarios fijos, tampoco quien esté tras de ti para sacar las cosas, así que si tienes las madera para generar una disciplina y estilo de vida que te permita vivir con estas circunstancias, adelante, puedes seguir tu plan de renunciar, sino te recomiendo ahorrar, prepararte y lanzar el dardo hacia tu próximo emprendimiento antes de salirte de tu actual trabajo.


2.- Considera un Plan B o incluso C.


Si has llegado a este punto es porque la oferta es muy buena o lo que te está haciendo marcharte forma parte de las cosas en las que no puedes influir para que cambien, pero aún así te propongo que tengas un Plan B o C.


Un Plan B podría ser cambiarte de área, en consecuencia cambiarías de jefe(a) y ambiente, porque cada área tiene sus peculiaridades en una empresa, así que si en la que estás permite ese tipo transferencias a otras áreas, aprovecha, puede que descubras una pasión más grande que la que creías era la que te movía.


Te recomiendo que no cierres los procesos que tengas avanzados con otras empresas hasta que estés seguro que al lugar que te vas a ir es el indicado, porque si algo no te llega a gustar en las entrevistas finales o al momento de firmar tu contrato laboral (muy importante hacerlo), estarías a muy buen tiempo de retomar estos procesos, así que antes de emocionarte con una propuesta y jugártela con todo, haz una comparación objetiva de beneficios, pero sobretodo imagínate ya ahí y pregúntate ¿Dónde me siento más feliz?


3.- Hazlo de la mejor manera, sin cerrarte puertas.


No olvides que el mundo da muchas vueltas, así que si has decidido irte, hazlo de la mejor forma aunque estés ya reventad@.


A mi la verdad me costó mucho trabajo entender esto, pero es un hecho que las ganas de no volver a ver a nadie de tu ex trabajo no duran mucho, así que no te vayas con malas caras o modos, porque (aunque parezca cantaleta de abuelita) uno nunca sabe cuando estarás del otro lado necesitando de Don Pancho el que sacaba las copias en tu ex trabajo y que ni si quiera lo volteaste a ver cuando te fuiste, ahora es el funcionario que da los permisos en la Delegación donde quieres abrir tu primer negocio.


Por último vete agradecid@ con tu ex-lugar de trabajo, porque aunque no haya sido la mejor experiencia, mucho aprendiste ahí y fue gran parte tu vida diaria. El irte agradecid@ también te ayudará a enfocarte en lo que sigue y no drenar energía en temas que ya son pasado.


Recuerda que la mejor forma de cerrar ciclos es mediante el agradecimiento que esa experiencia te dio, así que aunque no sean del todo agradables hay que agradecerlas.


No olvides también que lo que nos rodea está ahí por algo, así que trata de sacar el mejor provecho y aprender el mayor número, porque si existe algo que te incomoda y se ha repetido en uno y otro trabajo ¡OJO! porque ahí la vida te quiere decir algo, así que no va a ser suficiente con cambiarte de trabajo, porque lo único estarás haciendo es cambiarle los personajes a la historia que se repetirá en la medida de tu necedad al cambio.


Cambia tú antes de cambiar tus circunstancias, porque estás son efecto natural de tu verdadero cambio.

Gracias de nuevo por leerme y por las consultas, comentarios, críticas, y felicitaciones que me haces, todas me motivan y me ayudan a mejorar en diferentes aspectos. Nos vemos en el siguiente post.



#limitante #Satisfacciónlaboral #frustraciónlaboral

Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square